La dieta Squeaky

Es un tipo de comida para perros de corte netamente natural, fabricada con ingredientes crudos y sanos, con las máximas medidas de seguridad y la garantía, de que sus clientes podrán darle a sus peluditos algo que no solo les satisfará, sino que les alimentará de forma adecuada, aportándoles todos los nutrientes que necesitan, para mantenerse lozanos y saludables.

¿Porque es necesaria una alternativa como la dieta Squeaky?

El pienso para perros es una forma práctica de alimentarlos, pero no por ello constituye la mejor de las opciones, dado que, en muchos casos lo que el animal come satisface su apetito, pero no cubre sus necesidades reales, en cuanto a los nutrientes que necesita para estar sano, en todos los sentidos.

La salud de un animal no solo depende de que no padezca enfermedades o que tenga todas sus vacunas al día, sino que nuestros perros requieren que tanto sus huesos, como su musculatura, sus órganos internos y hasta el pelaje, estén en perfectas condiciones, y eso solo puede conseguirse con una alimentación adecuada.

El grave problema con el que nos encontramos a la hora de darle este tipo de comidas a nuestros amigos peludos es que, las obligaciones cotidianas muchas veces nos impiden disponer del tiempo necesario, para prepararles exactamente lo que ellos necesitan. La solución a estos problemas puede ser, la que nos da la dieta Squeaky.

¿Que es la dieta Squeaky?

Es una forma de alimentar a los animales basada en productos crudos, variados y naturales. Algo así, como darles la oportunidad a nuestros perros de volver a sus raíces y de alimentarse con la comida que podrían haber elegido por sí mismos. La diferencia está en que, la empresa selecciona cada trozo de carne y cada pieza de fruta o de verdura, con infinito cuidado, los procesa, los congela y les da a sus clientes la mejor solución.

A este tipo de alimentación se la denomina dieta BARF (por las siglas en inglés de Biologically Appropriate Raw Food) y en español de la conoce como ACBA (Alimentación Cruda Biológicamente Apropiada) y consiste en una dieta balanceada que contiene carnes, frutas y verduras, sin conservantes, ni colorantes o saborizantes artificiales, ni productos de desecho o transgénicos.

¿Dónde se fabrica la dieta Squeaky?

En la misma fábrica donde hoy se prepara este tipo de alimentos (que está ubicada en la ciudad catalana de Masies de Roda), anteriormente se preparaban comidas para humanos, por lo que el establecimiento cuenta con todas las garantías y licencias, como para que sus menús para perros sean completamente seguros y con la garantía de la mejor y más alta calidad.

¿Qué nos ofrece la dieta Squeaky?

Esta fábrica se dedica desde hace ya varios años a preparar diferentes tipos de comidas para perros, en base a carnes crudas a la que se le agregan otros ingredientes y que luego de ser triturados y mezclados, se congelan en porciones, de forma que los dueños de perros solo tengamos que proceder a descongelarla, antes de ofrecérsela a nuestros peludos.

Perro dieta Squeaky
Perro sosteniendo un trozo de carne de la dieta Squeaky

Su producto consiste en un tipo de alimentación diferente, que tiene muchísimas ventajas tanto para el perro como para los dueños. Los animales no solo comerán algo que les encantará (mucho más de lo que les puede gustar el pienso), sino que, las cantidades de nutrientes serán las adecuadas y los cambios se notarán enseguida.

Las ventajas para los dueños son que, la dieta Squeaky viene en porciones congeladas, de alimentos de diferentes sabores y composiciones, dándoles la posibilidad de comprar las cantidades que deseen, del tipo de comida que mas le guste a su mascota o que le haya indicado el veterinario. De esta forma ahorran tiempo y dinero y le dan a sus perretes, comidas tan variadas como saludables.

¿Cuáles son los ingredientes de la dieta Squeaky?

Para fabricar la comida de perros, gatos y hurones que ofrece Squeaky, solo emplean productos de primera calidad, tanto frescos como congelados y con trazabilidad comprobada: pato, pollo, cordero, ternera, salmón, etc. En cuanto a las frutas y verduras, la empresa procura usar productos de origen ecológico y orgánico.

Uno de los ingredientes que no falta casi en ninguno de los menús de la dieta Squeaky es el aceite de oliva, puesto que, en pequeñas cantidades (aproximadamente el 1% del total de cada comida) le aporta nutrientes esenciales, que favorecen y mejoran la digestión, así como la textura, sedosidad y lustre del pelaje de los animales que lo consumen.

¿Qué opciones tiene la dieta Squeaky?

Envases

La empresa no solo se ha preocupado de ofrecer un producto completamente natural, sin ningún tipo de conservante, saborizante ni colorante artificial, sino que brega porque el envasado también sea lo más ecológico posible. Por eso, el cartón de sus cajas de menús es 100% reciclable y reciclado y están buscando una solución no contaminante y en lo posible reciclable, para el plástico que emplean en el envasado al vacío.
Los menús de Squeaky se ofrecen en paquetes de varios tamaños: los hay de medio, de 6 y de 12 kilogramos, que a su vez están subdivididos en porciones más pequeñas, con la idea de facilitarles la labor a los dueños, a la hora de servirles la comida a los perretes. También ofrecen cajas de mayor capacidad, ideales para criadores.

Menús

Si bien hay ya una serie de menús predefinidos que pueden verse en su página web, como son el marinero (que contiene salmón, cordero, calabacín y ternera), el de conejo con salmón, frutas y verduras o el de pato y ternera (con manzana y calabaza), la dieta Squeaky ofrece a los dueños de perretes, la opción de fabricarle los menús a la carta, con los ingredientes que ellos mismos elijan.

squeaky dieta
Menú de la dieta Squeaky

Complementos y snacks

Entre los complementos se pueden encontrar varios productos, que son muy importantes para el correcto crecimiento y desarrollo y para el mantenimiento de la salud dental de los perros, como es el caso de las tráqueas y los huesos vacunos o el corazón de cordero. En cuanto a los snacks, Squeaky ofrece sus tres opciones de “Crunchys”, crujientes de varios sabores.

¿Cómo se puede adquirir la dieta Squeaky?

Online

Todos los productos Squeaky se pueden comprar en la tienda online y se reciben en casa. Los envíos se hacen en envases acondicionados (cajas isotérmicas con hielo seco a -80ºC), para que la cadena de frío no se rompa durante el traslado. Los envíos son gratuitos (dentro de la península) y se hacen mediante una empresa que realiza entregas urgentes.

Puntos de venta físicos

Los productos de la dieta Squeaky también pueden comprarse en ciertos puntos de venta, que se encuentran en las principales ciudades de la península, como son Madrid, Barcelona, Tarragona, Santander, Almería, Bilbao, Pamplona, Huesca, Lérida, Alicante o Toledo. La empresa se encuentra en plena expansión, por lo que en breve estará en muchos más sitios.

Opiniones acerca de la dieta Squeaky

En general las opiniones que se encuentran en la red, acerca de este tipo de comidas son sumamente positivas, dado que los dueños de perros que han optado por alimentarles de forma sana y natural notan los beneficios de este cambio en muy pocos días, tanto en la salud como en la actitud de los perros respecto a la nueva comida. Estas son opiniones reales de consumidores de la dieta Squeaky.

  • María, dueña de Yogui

María tiene un perro enorme, Yogui (un Boyero de Berna de casi 60 kilos de ternura) al que está dándole la dieta Squeaky desde hace ya unos años. María resalta, que el perro ya no necesita tomar tanta agua y que, tanto su musculatura como su pelo, están en las mejores condiciones. Además, el tamaño y tipo de porciones le ahorran tiempo, dinero y espacio.

  • Carla y Luc

Carla tiene a Luc, un Jack Russel terrier al que adoptó hace un año y medio y que, por ser su primer perro, le planteaba muchas dudas en cuanto a cómo proceder, para que fuera feliz y sano. Además de darle muchísimo cariño, el tema de la comida lo solucionó de la mejor forma: gracias a la dieta Squeaky.

About the author

Sandra Monteverde

Nací en Uruguay, pero desde 2005 vivo en España. Soy redactora, correctora de textos, traductora y en mis ratos de ocio, literata (gané 19 premios literarios y hay mas de un centenar de relatos míos publicados por ahí). Mi bisabuela decía que el que no quiere a los animales, no quiere a nadie, así que los amo a todos y tengo en casa un pequeño zoo: perra, gatos, conejos, jerbos, hámsteres, ratas, periquitos, tortuga, gallinas y los que quedan por venir.