Cuál es la mejor forma de cuidar a cachorros recién nacidos

By Rosa Galisteo / 07/11/2017
[Total:4    Promedio:2.8/5]

La llegada de cachorros recién nacidos a la familia puede preocuparnos, pero ¿qué pautas podemos seguir para su correcto cuidado? En este artículo se explican las medidas que deberemos tomar ante un perro recién nacido.

Cuál es la mejor forma de cuidado a cachorros recién nacidos
Cachorro con su juguete

Los cachorros recién nacidos son animales sensibles y frágiles. Estos necesitan unos cuidado especiales durante sus primeras semanas de vida, lo que influirá mucho en su posterior desarrollo.

Debemos vigilarlos y comprobar que se alimentan, que tienen una buena temperatura corporal, un buen incremento del peso así como una exitosa sociabilización. Como normal general, los recién nacidos deben estar con su madre, para poder amamantar. Evita los lugares fríos y con corrientes, ya que le pueden causar hipotermia. Limpia la cama tantas veces como sea necesario, las heces y la orina de nuestros cachorros pueden provocar que estos enfermen.

No dudes en ponerte en contacto con tu veterinario de confianza para que le haga una primera exploración general a los recién nacidos y pueda diagnosticar alguna patología lo antes posible.

¿Cómo cuidar a cachorros recién nacidos?

Algo muy importante es obtener la mayor cantidad de información posible y prepararnos para la llegada de los cachorros. Ve a tu veterinario para que te explique las pautas a seguir y para que tus cachorros tengas las mejores primeras semanas de vida.

Cómo cuidar a cachorros mientras están con su madre

Cuidar a unos cachorros recién nacidos no es una tarea fácil. Estos nacen sordos y ciegos, por lo que dependen de la madre y debemos dejar a esta que se ocupen de sus crías. Por nuestra parte, tenemos que asegurarnos de que estos respiren y lo hagan correctamente, se muevan y su tamaño sea adecuado. Deben estar cerca de su madre, hasta finales de la segunda semana en la que comenzarán a abrir lo ojos, oír y moverse y por lo tanto hacerse algo más independientes. La lactancia es fundamental, ya que además de ser su fuente de alimento principal en las primeras semanas, recibe los anticuerpos maternos a través de calostro. Esto le aportará la inmunidad maternal evitando que nuestros cachorros enfermen.

A las 4 semanas, los veremos unos cachorros mucho más despiertos. Comenzarán a curiosear, correr y morder objetos. Un comportamiento muy común es que vayan detrás de la madre para que esta les pueda proporcionar alimento. Es aquí cuando se empieza a alimentarlos también con pienso (de cachorros y mojado en agua para facilitarle la masticación y deglución).

A esta edad, los cachorros succionan mucho más fuertes y ellos ya empiezan a valerse por sí solos, así que puedes empezar a separarlos de la madre durante periodos del día para que el destete final sea menos traumático y para evitar lesiones en las mamas de la madre.

Una vez que se van haciendo grandes y tienen los dientes, pueden comer pienso para cachorros sin problemas.

No olvides llevarlo a tu veterinario de confianza para que le realice el chequeo médico, lo desparasite y empiecen con el calendario de vacunas para perros lo antes posible. De esta forma, podrás empezar a disfrutar de paseos con él de forma segura para su salud.

Cuál es la mejor forma de cuidar cachorros recién nacidos
Los cachorros son muy sensibles y frágiles, por lo que debemos tener mucho cuidado y paciencia con ellos

Cómo cuidar cachorros que no están con su madre

No son pocas las ocasiones en las que los cachorros tienen que ser criados sin su madre, bien porque haya fallecido, los rechace o sea una camada abandonada. En este caso, mantenerlos sanos, fuertes y con vitalidad dependerá de nosotros. Nos toca tener mucha paciencia y estar muy pendientes de ellos.

Es muy importante mantener su temperatura corporal. Esta debe estar entre lo 20 y 22 ºC. Cuando disponen de su madre, esta es una  fuente de calor fundamental. Sin ella, debemos adoptar ciertas medidas. Se pueden usar botellas de agua tibia para proporcionarles el calor necesario o mantas eléctricas. Una buena idea es ponerles un reloj para simular los latidos de corazón de la madre. Con esto pueden sentirse más tranquilos.

En estos casos hay que prestarle una atención especial a la alimentación. Deben ser alimentados con biberón, realizándolo en las primeras semanas cada 2 o 3 horas. A medida que se hacen mayores este intervalo de tiempo se incrementa. Sobre el mes ya se estarán alimentando con pienso. Debes asegurarte de que llevan iun aumento de peso correcto, por lo que pésalos diariamente. Si notas que alguno de tus cachorros no está cogiendo el peso correcto, no dudes en acudir al veterinario.

En condiciones normales, su madre los estimula para que realicen sus deposiciones. En ausencia de ella, nosotros somos los encargos de esta estimulación. Coge un algodón con agua tibia y restriegalo sobre la zona genital.

Simula el lamido de la madre acariciándoles en sentido de cabeza a trasero. Con esto puedes ayudarles a que aprendar a andar.

Cómo cuidar a cachorros los primeros meses

Es recomendable comenzar con su educación lo antes posible. Hasta que no tengan las vacunas correspondientes, no podrán salir a la calle, ya que corren el riesgo de enfermar. Los cachorros hacen sus necesidades por la casa, lo que puede resultar un poco desesperante. No se les debe reñir. Simplemente, cuando notemos a través de su comportamiento que nuestro cachorro va a hacer algunas de sus necesidades, llévalo al lugar que hayas decidido para que realice sus deposiciones y ¡prémialo!

Conclusiones

Los cachorros recién nacidos son animales muy dependientes de la madre o de nosotros. Necesitan mucha atención y cuidados para que las primeras semanas de vida, que son cruciales, sean lo más exitosa posible.

No olvides llevarlo al veterinario para que lo examine. A los 45 días ya podrán ponerse su primera vacuna y proceder a las desparasitaciones. Hazlo lo antes posible. Podrás disfrutar de largos paseos con tu mascota de forma sana y segura.

También puede interesarte: Características de cunas para perros

About the author

Rosa Galisteo

Filóloga y correctora ortotipográfica y de estilo

Leave a comment: